Tiendita de la esquina

El Financiero

Diana Briseño

Franquicias

Después de que en 2009 se cerrara la entonces Compañía de Luz y Fuerza del Centro, Enrique Alcázar, consultor de franquicias, tiene la idea de iniciar un nuevo modelo de franquicia enfocado a personas como los antiguos trabajadores de esa dependencia, comentó en entrevista Marian Reyes, consultora de franquicias encargada de Surtidón.

Es a partir de ese mismo año cuando se comienzan a ototgar franquicias y en 2010 se logra la primera apertura, y de acuerdo con la especialista, ha sido sorprendente el interés de los inversionistas en este tipo de negocio.

La empresa busca iniciar su crecimiento en el Distrito Federal, y estados cercanos como Puebla, Hidalgo, Morelos, el Estado de México y Querétaro, tanto con sucursales franquiciadas como con tiendas propias.

Surtidón es una tienda de abarrotes en un modelo de autoservicio. Se busca que en las sucursales los clientes encuentren los productos que buscarían normalmente en la “ tiendita de la esquina” a los mismo precios, con la comodidad de encontrarse en sitios convenientes.

Para comprar una franquicia de esta marca, se requiere de una inversión total inicial que ronda los 350 mil pesos, aunque es variable, dependiendo del tamaño del local donde se establezca el local, el cual en promedio debe tener un área de entre 25 y 80 metros cuadrados.

El capital necesario incluye el pago de la cuota de franquicia que es de 230 mil pesos, además considera el inventario inicial del negocio, mobiliario, adecuación del local, software, equipo, etcétera. Mientras que las regalías son de tres mil pesos mensuales fijos y el retorno de la inversión se calcula entre los 18 y 24 meses.

El corporativo apoya además a los franquiciatarios con el trámite del resurtido de abarrotes. No obstante, según la consultora, si los inversionistas detectan quién les pueda surtir de algunos elementos que se soliciten en el punto de venta y tengan alta rotación, es posible analizar su viabilidad para que sea certificado por el corporativo.

De acuerdo con Reyes, la empresa se encuentra interesada en franquiciatarios a quienes les guste trato directo con la gente; que puedan seguir procesos y las reglas de la marca; de preferencia se pide que sean mayores de 21 años de edad y tengan estudios de nivel medio; que se comprometan con el negocio y les guste el giro; además, se le da importancia a que sean los responsables de la unidad por lo menos durante el primer años de operación.

Es un modelo atractivo para muchas personas que siempre quisieron tener su propia tienda. Además, entre los beneficios de invertir en esta marca se encuentra la constante asesoría de la empresa, el monto de la inversión, la cual es accesible, incluso en comparación con otras franquicias de minisúper, señaló.

Mientras que el clientes final puede ser cualquier persona, sin importar género, edad, nivel socioeconómico, pues- destacó la ejecutiva- 2todos compramos en una tiendita, desde algo que se nos antoja, hasta lo que necesitamos”.

http://www.boletinamf.org.mx/AMF_29NOV12/franquicias.htm#Franquicias_2

Anuncios